La ética representa un nuevo paradigma para el profesional en información, pues estos deben asumir una conducta ética al ser responsables moralmente ante sí mismos y ante la sociedad en su conjunto, de ahí la necesidad de aplicar nuevos códigos y normativas relacionadas con la formación y el accionar como profesionales.